CCOO propone un modelo profesional de extinción de incendios en SARGA

    CCOO ha exigido esta mañana, en rueda de prensa, al Gobierno de Aragón que se tome en serio su responsabilidad en la gestión del patrimonio forestal y la atención al medio rural de nuestra comunidad autónoma. Y ha abogado por unos servicios de prevención y extinción de incendios estables, profesionales y con dotación presupuestaria suficiente, para lo cual ha presentado una propuesta.

    24/10/2018.
    CCOO presenta su modelo forestal de prevención y extinción de incendios en SARGA.

    CCOO presenta su modelo forestal de prevención y extinción de incendios en SARGA.

    Juan Leyva, acción sindical de CCOO en la DGA, ha señalado que en la actualidad el operativo forestal de prevención y extinción de incendios en Aragón sufre una “precariedad endémica” motivada principalmente por las variaciones presupuestarias y organizativas, y en especial por la falta de un modelo “con un criterio que tienda a la profesionalización, a las demandas del territorio, al cambio climático y a la despoblación.”.

    Para José Ramón Cajal (secretario general de la Sección Sindical de CCOO en SARGA), en estos momentos la situación del modelo forestal de extinción de incendios del Gobierno de Aragón, reflejado en la empresa pública SARGA, que es la encargada de llevarlo a cabo, “oscila entre la inestabilidad en la planificación, el arbitrio de estrategias políticas con presupuestos erráticos y con acuerdos de gobierno cuyo incumplimiento no tiene consecuencias para quien los incumple”.

    Mientras, según ha contado Tomás Salvador, delegado de CCOO y miembro de una cuadrilla en Teruel, “las trabajadoras y trabajadores sufren las consecuencias”, y así ha relatado en primera persona, que carecen de un tiempo mínimo asegurado de contratación, mantienen la condición de fijo-discontinuo sin conocer la fecha cierta de incorporación o pudiendo ser excluidos sin tener alternativas a otros puestos, trabajan en condiciones precarias, con escasa formación y sin ningún avance en una de las reivindicaciones del colectivo como es el reconocimiento de la categoría de bombero forestal.

    Para CCOO varias son las razones que justifican un cambio a una gestión forestal “más responsable y adaptada a la realidad” y de carácter permanente. La organización sindical ha destacado el cambio climático (que provoca un paisaje seco y fácilmente inflamable todo el año), la despoblación progresiva del medio rural y el aumento continuado de la vegetación fruto del éxodo del medio rural, los cultivos y los aprovechamientos forestales, como elementos principales del aumento del riesgo de incendios forestales que obligan a extremar las precauciones e incrementar la vigilancia durante todo el año.

    Por ello, propone para los aproximadamente 800 trabajadores y trabajadoras que componen el operativo forestal un modelo estable, con una contratación mínima asegurada de 10,5 meses fijada mediante norma.

    “Profesionalizado” con planes de formación actualizados y continuos, donde se contemple el acceso y desarrollo profesional en otras categorías y la segunda actividad.

    Y dotado de un presupuesto mínimo fijo que contemple la posibilidad de imprevistos (aumentos de jornadas, permisos, excedencias…).

    En los próximos días CCOO llevará su propuesta al Gobierno de Aragón, a los grupos parlamentarios de las Cortes aragonesas y a diversas Comarcas y municipios de la Comunidad Autónoma.

    Esta web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar su navegación. Si continúa navegando está dando su consentimiento para su aceptación y nuestra politica de cookies, haga click aqui para más información y ver cómo desactivarlas.