CCOO presenta medidas para corregir la discriminación por sexo en las oposiciones

    En la rueda de prensa celebrada esta mañana, el Área Pública de CCOO Aragón ha presentado las propuestas que plantea para evitar la discriminación que, a su juicio, sufren las mujeres embarazadas y en periodo de lactancia en las oposiciones y pruebas de selección a la Diputación General de Aragón.

    26/09/2018.
    Rueda de prensa

    Rueda de prensa

    Según el sindicato la situación de desigualdad se produce por la imposibilidad o dificultad de realizar los ejercicios en condiciones de igualdad de las oposiciones en determinados momentos mientras se está embarazada. Imposibilidad que se produce únicamente y exclusivamente por el hecho de ser mujer y que no tienen los hombres, por lo que claramente y de no corregirse se produce discriminación por razón de sexo.

    Discriminación que se extiende a otros momentos relacionados con el embarazo como el periodo de lactancia o la interrupción del embarazo.

    En estos momentos la única excepción que justifica la no presentación a un examen en una oposición de la administración aragonesa, y se permite cambiar la fecha del mismo, es el caso de embarazo y/o parto en el que se presente informe médico acreditativo de la imposibilidad física.

    Para CCOO esta medida es absolutamente insuficiente y su propuesta recoge los periodos de tiempo durante el embarazo o a posteriori en los que se debería retrasar el ejercicio, sin necesidad de informe médico, para erradicar la desigualdad por el hecho de ser mujer.

    Así, María Lobera, secretaria de organización de la Sección Sindical de CCOO en la DGA, ha señalado que “los informes médicos se dan solo en situaciones muy concretas” y se pregunta, por ejemplo, qué ocurre en casos en que la mujer ha sido dada de alta dos días después del parto y carezca de informe medico o qué le ocurre a una mujer recién parida con una mastitis durante la lactancia, o qué ocurre cuando una mujer debe realizar un examen con 38 ó 39 semanas de embarazo y tiene una gran barrera física para escribir. Para la sindicalista las condiciones físicas y psicológicas para realizar el examen no son las mismas que respecto al resto de opositores, y esta desigualdad tiene como origen ser mujer, “porque solo las mujeres pueden estar embarazadas, parir o dar pecho”.

    Tania González, responsable de igualdad de la Sección Sindical de CCOO en la DGA, enumeró las propuestas que este viernes llevarán a la Mesa General de Función Pública para evitar la discriminación. Entre ellas destacó que el examen pueda ser realizado en fecha distinta a la del resto de opositores para las mujeres embarazadas entre el primer día de la semana 37 de embarazo hasta la finalización de las seis semanas posteriores al parto. Medida que también se llevaría a efecto en los casos de hospitalización por motivos de embarazo, lactancia, interrupción del embarazo, incapacidad temporal por dicho motivo…

    Solución similar planteó para las pruebas prácticas que requieren esfuerzo físico, o para las aspirantes que habiendo superado la oposición no puedan realizar el periodo de prácticas por motivos del embarazo.

    Por último, Berta Montañés, secretaria de mujer e igualdad de la Federación de Sanidad de CCOO en Aragón, resaltó que estas medidas “podrían estar ya en funcionamiento si el Plan de Igualdad de la DGA, al que está obligada por Ley desde 2007, estuviese ya elaborado”. A este respecto instó a la Administración Pública aragonesa a que de un impulso a su elaboración, dado que el desarrollo en los tres ámbitos que debe incluir (Sanidad, Enseñanza y Administración General) es muy diferente, aunque en todos ellos está retrasado con, incluso problemas en la diferenciación por sexos en la recogida de datos.

    Esta web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar su navegación. Si continúa navegando está dando su consentimiento para su aceptación y nuestra politica de cookies, haga click aqui para más información y ver cómo desactivarlas.