CCOO exige a la DGA planificación de sus recursos humanos en la Administración General

    “Es necesaria la planificación y seguir convocando ofertas de empleo público para reducir la temporalidad en la Administración General de la DGA”. Esta es la conclusión que se desprende del Informe sobre temporalidad que ha sido presentado este jueves 23 de enero por la Sección Sindical de CCOO en la DGA. Según el mismo, un 40% de la plantilla actual de la Administración General de la DGA carece de estabilidad en su empleo, afectando principalmente a mujeres y a los grupos de clasificación más bajos. Aunque las próximas convocatorias de las oposiciones acordadas con la Administración reducirán este volumen, en los próximos años será necesario continuar negociando y convocando más plazas para que no se incremente.

    23/01/2020.
    Tania González y Francisco José González en la rueda de prensa sobre temporalidad celebrada esta mañana

    Tania González y Francisco José González en la rueda de prensa sobre temporalidad celebrada esta mañana

    Según los datos del Informe sobre temporalidad la plantilla actual, a diciembre de 2019, en la Administración General de la Diputación General de Aragón (DGA) es de 11.144 personas entre personal funcionario (7.776) y laboral (3.368).

    Del total, un 39,91% carece de fijeza en su empleo. Así, el 39,48% del personal funcionario es interino y el 40,91% del laboral tiene contrato temporal. Temporalidad que tiene especial relevancia en las mujeres no solo porque su número sea mucho mayor (de cada 100 personas de plantilla 68 son mujeres), sino porque porcentualmente el 44,47% son interinas o temporales, frente al 30,39% de los hombres.

    Además, tal como explicó Tania González, secretaria de empleo de CCOO en la DGA, todas las categorías más feminizadas de la Administración (con más del 85% de mujeres) tienen las más altas tasas de temporalidad, “como por ejemplo las Auxiliares de Educación Especial con casi un 79%, PESD con el 66%, o Auxiliares Administrativos con el 54,86%”.

    La sindicalista siguió explicado que para CCOO los datos reflejan claramente que la temporalidad se centra especialmente en las escalas y grupos de clasificación inferiores (el C2 en funcionarios y el C2 y el E en laborales). Circunstancia que achacan en parte a que las ofertas de empleo público de los últimos años se han volcado en los Grupos de titulación superiores, precarizando mucho más los grupos inferiores y, sobre todo, el personal laboral.

    “Hay categorías de los grupos inferiores, expuso Tania González, que no han tenido posibilidades, o solo han tenido una, en los últimos diez años de presentarse a oposiciones y estabilizar su empleo, como es el caso del personal laboral o la categoría de auxiliares administrativos”. Frente a esta situación determinadas escalas de los grupos superiores han disfrutado de varias oportunidades como Administradores Superiores o Técnicos Medios de Gestión de Empleo con seis y siete convocatorias.

    También los sindicalistas han destacado que al contrario de lo que puede pensarse, la mayor parte de la temporalidad en la DGA, algo más del 75%, no es de larga duración, y corresponde a nombramientos efectuados con posterioridad a 2014, incluso cerca del 60% tiene menos de tres años.

    CCOO espera que con las convocatorias de plazas acordadas con la Administración se reduzca en parte la alta temporalidad. El sindicato pactó en el mes de noviembre pasado un calendario de ejecución de las Ofertas de Empleo Público pendientes que se llevará a cabo entre 2020 y 2022 y que afectará a 2.500 plazas fruto de los “Acuerdos para la mejora del empleo público en Aragón” suscritos por CCOO.

    Estas plazas serán convocadas bajo la fórmula de concurso-oposición en el caso de los procesos de estabilización (2.023 plazas) y de oposición libre en el resto (497).

    No obstante, para CCOO estas cifras todavía resultan insuficientes. Afirman, que manteniendo la misma plantilla actual la temporalidad quedaría en más de un 17%, cifra que supera con creces el máximo del 8% que el sindicato fija como idónea. Y además con ello no se cubrirían ni jubilaciones, ni plazas vacantes ni de nueva creación, necesarias en muchos casos para poner en marcha nuevos servicios o para que los ya existentes se doten con el personal suficiente para la prestación eficaz del servicio público que tienen encomendado.

    Por ello han pedido al Gobierno de Aragón planificación de sus recursos humanos, que consideran que no se ha llevado a cabo hasta la fecha.

    Según Francisco José González, secretario general de CCOO en la DGA: “planificación que atienda con equidad a todas las categorías profesionales y especial incidencia en el ámbito rural, que en estos momentos dispone de tasas de temporalidad mucho más altas que las capitales de provincia”. Planificación, añadió, que “no puede dejarse solo, como hasta ahora, en manos de técnicos”.

    A esta planificación debería seguir la convocatoria anual de ofertas de empleo público que continúen disminuyendo la temporalidad y eviten que dentro de cinco o seis años volvamos a situarnos en tasas parecidas a las actuales.

    Esta web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar su navegación. Si continúa navegando está dando su consentimiento para su aceptación y nuestra politica de cookies, haga click aqui para más información y ver cómo desactivarlas.